La mejor torta de zanahoria

07 febrero, 2015

Este post se debería llamar “Torta de zanahoria: amor por los lectores del blog”, pero era un título muy largo entonces no lo puse así. Pero es que les voy a ser sincera, a mi no me gustaba ni un poquito la torta de zanahoria, pero me la pidieron tantas tantas tantas veces (quién se iba a imaginar que la torta de zanahoria tenía tantos fans!!!) que tenía que complacerlos y consentirlos!, fue como que “bueno Anaísa, te tocó hacer tu primera torta de zanahoria así no te la vayas a comer”

DSC 2333web

Pero como vieron, dije “no me gustaba”. No me gustaba hasta que probé esta. Así que esos días donde no me gustaba la torta de zanahoria se acabaron, esta me la pude haber comido todita en una sola sentada y sin darle a nadie. Pero ustedes y yo sabemos que eso hubiese estado mal (en serio, el hombre llegó a la luna y aún no hacen algo que sea igualito al azúcar y no haga daño si nos comemos un kilo? no me parece justo). Además en mi casa no me lo habrían permitido, a todo el mundo le encantó y esta lindura se acabó en menos de 24 horas! (y a ellos si les gustaba antes la torta de zanahoria, así que pueden tomar eso como un comentario de expertos!)

El hecho es que esta torta quedó deliciosa, lo que más me gustó (y lo que creo que hace la diferencia) es que la zanahoria está rallada tan finita que no se siente la textura crujiente que suele tener (y que es lo que generalmente no me gustaba de las otras tortas de zanahoria). Además, sabe a hogar (si, creo que eso es un sabor)

DSC 2330web

Otra cosa que me gustó mucho es que tiene un sabor suave y delicado. Las tortas de zanahoria que he probado antes (que ok, está bien, no han sido muchas) siempre las he sentido muy fuertes y con muchas especias, y al menos a mi no me gustan los dulces así; soy más enamorada de los sabores suaves y delicados. Además, es súper esponjosita y suave!; creo que eso también está dado por lo de que la zanahoria está finita.

Yo la hice en un molde Bundt, y me salió una torta entera y una pequeñita aparte, no me gusta llenar demasiado el molde para que no se bote ni que quede con un domo muy grande. Fue perfecto porque la pequeña la regalé a la mamá de una amiga que estaba de cumpleaños y quedó súper feliz!

DSC 2343web

Si ustedes van a hornear su torta en moldes redondos van a ver que les pido que lo hagan en dos moldes, y van a pensar “esta Anaísa si es fastidiosa, quiere que pasemos 100 años en la cocina” y no, no es que sea fastidiosa (bueno, a veces si, pero este no es el caso); en este caso es que quiero que la torta les quede perfecta, y si la hornean de una sola vez en un molde les va a quedar con un hundido en el centro y va a durar mucho en el horno y se va a poner dura (si, ya me pasó); esto pasa porque la mezcla es tan líquida que cuesta más que tome textura y cuerpo, y si ponen mucha en un solo molde, pues costará más aún. Sé que algunos no cuentan con 2 moldes del mismo tamaño, pero les aseguro que vale la pena el tiempo de esperar que se cocine una mitad de la mezcla y luego la otra.

Si tienen alguna duda con respecto a los ingredientes o la preparación, si quieren sugerir o pedir una receta, o si hicieron la torta de zanahoria y quieren contarme cómo les quedó (me encantaría saber su experiencia!), no duden en ponerlo en los comentarios abajo.

Que tengan un lindo día,

Anaísa :)

Receta

Descripción

Porción: 8

Ingredientes

Para la torta

  • 300 mililitros más 2 cucharadas de aceite vegetal
  • 2 tazas de azúcar
  • 5 huevos
  • 7 gramos (1 1/2 cucharadita) de extracto de vainilla
  • 405 gramos (3 1/4 tazas) de harina todo uso
  • 4 gramos (1 1/2 cucharadita) de canela en polvo
  • 3 cucharaditas de soda o bicarbonato para hornear
  • 2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • 123 mililitros (1/2 taza) de leche unida a 1/2 cucharada de vinagre blanco (dejar reposar esta mezcla 5 minutos antes de usar en la torta)
  • 450 gramos de zanahoria rallada (de la forma más finita que se pueda)
  • 70 gramos (1/2 taza) de avellanas y almendras tostadas y molidas
  • Opcional: 1 taza de nueces o pasas enteras, 1/2 cucharadita de clavos de olor molidos y 1/2 cucharadita de nuez moscada en polvo para la mezcla y 1/2 taza de nueces picadas para decorar

Para el frosting de queso crema

  • 375 gramos de queso crema
  • 170 gramos de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 1 cucharadita de sal
  • 3 tazas (375 gramos) de azúcar pulverizada

Preparación

  • Precalentar el horno a 180°C
  • Engrasar / enharinar el molde a usar. En este caso yo usé un molde tipo Bundt (de huequito)*, dividí la mezcla a la mitad y me salieron 2 tortas. Cuando la hice redonda (sin hueco) usé 2 moldes de 22 centímetros de diámetro, y usé 2 porque la mezcla es muy líquida y si hay mucha en el molde no se cocina bien y la torta quedará con un hueco en el centro. Asegurar que el molde quede bien engrasado para que la torta no se quede pegada al desmoldar.
  • En un bowl grande, apto para batidora, colocar el aceite y el azúcar y batir a velocidad baja – media hasta que se hayan combinado. Añadir uno a uno los huevos, cuidando que se incorporen bien antes de agregar el siguiente. Luego, agregar la vainilla y batir hasta que se haya unido bien.
  • En un bowl aparte, mezclar todos los ingredientes secos (harina, canela, soda, sal, polvo de hornear, nuez moscada y clavos de olor) con la ayuda de una cuchara de madera. Agregar estos ingredientes a la mezcla de aceite y azúcar previamente preparada y batir a velocidad baja-media justo hasta que se combinen, teniendo mucho cuidado de no batir de más, pero asegurando que la mezcla sea homogénea. Añadir la leche y batir a velocidad baja hasta que se haya incorporado.
  • Retirar la batidora y añadir a la mezcla la zanahoria rallada y las avellanas y almendras molidas, combinar todo bien con una cuchara de madera. Si se van a agregar pasas o nueces enteras, sumarlas en este momento.
  • Colocar la mezcla en los dos moldes de forma equitativa (si no se tienen dos moldes, colocar una mitad, esperar que esta mitad se hornee y luego volver a usar el mismo para la otra mitad de la mezcla). Y hornear por 25-30 minutos, o hasta que al insertar un palillo en el centro de la torta, este salga limpio.
  • Dejar enfriar por al menos 15 minutos antes de desmoldar.
  • Para hacer el frosting, colocar el queso crema y la mantequilla en un bowl apto para batidora y batir a velocidad media por 2 minutos, agregar la vainilla y la sal y continuar mezclando. Luego, reducir la velocidad y poco a poco ir añadiendo el azúcar. Cuando se haya agregado todo el azúcar, aumentar la velocidad a la máxima y batir por 30 segundos más. Si el frosting está muy grueso y pesado, agregar una o dos cucharaditas de leche; y si está muy líquido, agregar más azúcar.
  • Si se hizo la torta en moldes redondos, ensamblar los niveles y rellenarla y cubrirla de frosting. Posteriormente decorarla de la forma deseada y servir. (Recordar que se debe dejar que la torta se haya enfriado completamente antes de colocarle el frosting)
  • Nota: *Si se va a usar un molde Bundt, reducir la cantidad de frosting a la mitad, ya que sólo se usará para decorar por arriba y no para rellenar.