El mejor pie de manzana!

01 julio

Yo soy una creyente fiel de que la comida es mucho más que algo que nos alimenta. Para mi, en torno a la comida giran los conceptos de amor, de familia, de amistad, de risas y de compartir con las personas que amo. Sentarse a la mesa en un almuerzo de domingo con los que queremos, compartir el desayuno con alguien que nos gusta, o cenar con amigos con vinitos y risas son cosas adorables y muchas veces los recuerdos que más atesoramos, o al menos así me pasa a mi.

DSC 3536web

Y en torno a un buen postre no podría ni siquiera medir la cantidad de sonrisas y de amor que he tenido y experimentado, estoy segura que ustedes pueden recordar aunque sea una experiencia en la que un dulcito está ligado a una de sus memorias favoritas.

Les cuento todo esto porque el pie de manzana es una de esas recetas que grita amor y familia desde donde se le vea, no les parece?. Es uno de esos dulcitos que es imposible no amar, porque es precioso y nunca es tan rico como cuando se hace en casa!


DSC 3512web

Muchas personas le tienen pánico a hacer pie de manzana, yo era una de ellas!, pero la verdad es que no hay mucho que temer. Es mucho más sencillo de lo que podrían imaginarse y no me canso nunca de repetir que el más rico es el hecho en casa!.

Toma un poco de tiempo, eso si, así que hay que planificar cuando se va a hacer. Pero no es nada complicado!. Esta receta que les enseño hoy es la unión de varias que he ido probando a través del tiempo y hasta ahora no he encontrado ni una mejor!. La masa de base y cubierta es perfecta porque no es muy dulce, es suave, tostadita y quebradiza, como una masa de pie debe ser!. Y el relleno es perfecto!, a mi parecer un buen relleno debe tener manzanas bien cocidas y suaves, debe ser cremoso, jugoso y espesito, y por supuesto no debe faltar la canela porque la manzana y la canela son como el mejor equipo que haya existido en la historia de todo el planeta.

La masa tiene dos trucos, el primero está en la unión de manteca y mantequilla, que por qué las dos?, pues fácil, la manteca crea capas en la masa cuando está en el horno y le da la textura tostada y quebradiza; la mantequilla da el mejor sabor, así que se unen las dos para tener lo mejor de ambos mundos, muchas personas lo hacen así y yo creo que es la mejor manera de hacerlo!.


DSC 3541web

El otro truco está en trabajar siempre con ingredientes fríos. Agua fría, manteca vegetal fría, y mantequilla fría, por qué?, porque de esa forma se crearán en la masa una especie de bolitas o bolsillos de mantequilla y manteca, que por estar fríos no se unirán completamente a la masa. Esos bolsillitos se irán derritiendo en el horno y son los que harán distintas capas en la masa y crearán la textura quebradiza de la que les hablaba.

La receta que les doy es para un pie con dos cubiertas, es decir, una abajo y una arriba. La de arriba pueden dejarla lisa si quieren y no hacer el entrelazado como lo hice yo, pero si van a dejarla lisa recuerden que tienen que abrir unos huequitos en la superficie para que el relleno pueda respirar y no explote en el horno.

Si quieren hacer el entrelazado como yo, corten tiras de diámetro similar (yo usé un cortador de pizza para eso) y las van colocando por encima del pie como les muestro en la imagen acá abajo, creo que se aprende a hacer de forma más fácil por imágenes que de forma escrita; a mi me quedó un poco de masa y por eso decidí hacer una crineja por el borde. En caso de que no quieran colocar la crineja asegúrense de que el disco inferior sobresalga un poco del molde para que luego puedan sellar los mismos después de poner la capa o el entrelazado superior de masa.


Collage2web

Si no van a hacer el entrelazado como les muestro sino que quieren poner un disco entero de masa arriba recuerden hacerle unos huequitos con un cuchillo para que el relleno pueda respirar y no explote dentro del horno.

Otra recomendación importante es que pueden tener a la mano un poco de jugo de limón para rociar a las manzanas después de ser cortadas y que así no se les oxiden mientras hacen la preparación para verter encima de las manzanas.

Si tienen alguna duda con respecto a los ingredientes o la preparación, si quieren sugerir o pedir una receta, o si prepararon el pie de manzana y me quieren contar cómo les quedó (me encantaría saber su experiencia!), no duden en ponerlo en los comentarios abajo.

Que tengan un lindo día!,

Anaísa

Receta

Descripción

Porción: 9

Ingredientes

Para la masa

  • 315 gramos (2 1/2 tazas) de harina de trigo para todo uso
  • 1 cucharadita de sal
  • 90 gramos (6 cucharadas) de mantequilla sin sal, fría y cortada en cubos muy pequeños
  • 155 gramos (3/4 taza) de manteca vegetal, fría y cortada en cubos muy pequeños
  • 120 mililitros de agua muy fría

Para el relleno

  • 8 manzanas peladas, descorazonadas y cortadas en rodajas de aproximadamente 1 centímetro (yo usé manzanas verdes tipo Granny Smith)
  • 115 gramos (1/2 taza) de mantequilla sin sal
  • 25 gramos (3 cucharadas) de harina de trigo para todo uso
  • 60 mililitros (1/4 taza) de agua
  • 200 mgs (1 taza) de azúcar
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 2 cucharaditas de canela molida
  • Opcional: el jugo de un limón para evitar que las manzanas se oxiden rápidamente.

Preparación

  • Primero se prepara la masa para la base y la superficie. Para esto, mezclar la harina y la sal en un bowl grande. Agregar la mantequilla y la manteca, y con un cortador de pastelería o dos tenedores ir removiendo hasta que se incorpore todo y la mezcla tome un color y textura similares a los de la arena, tratando siempre de que no queden grumos demasiado grandes de mantequilla y trabajando rápido para mantener siempre fríos los ingredientes.
  • Agregar el agua cucharada a cucharada e ir removiendo con una cuchara de madera, evitando agregar más de la que se necesita, hay que dejar de agregar agua cuando comienzan a formarse como grumos grandes de masa; generalmente, yo uso entre 1/3 y ½ taza de agua.
  • Transferir la masa a una superficie limpia y con un poco de harina y amasarla, doblándola sobre si misma hasta que tener una masa totalmente homogénea. Recordar que debe trabajarse rápido para evitar que se caliente demasiado. La masa debe quedar lisa y no muy pegajosa. Hacer una bola y dividir en dos partes iguales. Luego, con un rodillo, aplastar y estirar cada parte hasta tener dos discos de aproximadamente 2 centímetros y medio de grosor. Recordar mantener un poco de harina en la superficie sobre la cual se está estirando la masa para que no se pegue.
  • Envolver cada disco (de forma individual) en film plástico de cocina y refrigerar en la nevera por al menos dos horas.
  • Cuando la masa se haya enfriado, precalentar el horno a 220 °C y proceder a preparar el relleno.
  • Para preparar el relleno, derretir la mantequilla en un sartén o en una olla/cacerola mediana. Agregar la harina y remover hasta formar una pasta. Posteriormente, agregar el azúcar, el agua, la vainilla y la canela y calentar hasta alcanzar el hervor. Cuando hierva, reducir el fuego y seguir cocinando por 5 minutos. Retirar del fuego y apartar esta mezcla.
  • Con cuidado, estirar un poco más uno de los discos de masa hasta tener el tamaño ideal para el molde que estén usando (debe cubrir el fondo y las paredes del mismo; mi molde es de 26,5 centímetros de diámetro, pero la receta funciona con moldes entre 22 y 27 centímetros). Colocar el disco recién estirado en el fondo del molde con mucho cuidado, y usando los nudillos para asegurar que la masa llegue bien a todas las esquinas y que alcanza la parte superior del mismo.
  • Agregar las manzanas peladas, descorazonadas y cortadas encima de la masa colocada anteriormente en el molde. Verter con cuidado y uniformemente toda la mezcla de mantequilla y azúcar hecha previamente encima de las manzanas.
  • Si se va a hacer la superficie entrelazada de masa, cortar tiras de aproximadamente 1 centímetro de ancho en el disco de masa restante, para esto se puede usar un cortador de pizza o un cuchillo y una regla. Seguir las instrucciones dadas en la imagen en el post para crear el efecto entrelazado con las tiras de masa recién cortadas encima de las manzanas, asegurando que los bordes de la parte superior se peguen bien a la masa de la base para que el pie no se desarme al picarlo.
  • Si no se quiere hacer la superficie entrelazada, puede colocarse el disco completo de masa restante arriba de las manzanas y sellarlo bien en los bordes (es decir, unir el disco de masa de la superficie con la masa de la base con la ayuda de los dedos, si hay mucho sobrante de masa de la base al final, puede cortarse con un cuchillo). Hacer 3 cortes pequeños en el centro con un cuchillo para que el relleno no explote dentro del horno.
  • Hornear 15 minutos a 220 °C. Reducir la temperatura a 175 °C y hornear por 40 minutos más. Dejar enfriar y servir.